En febrero del 2012 escribí un texto, meses antes de que mi vida diera un giro de casi 360º. Hoy en día sigue estando muy presente, también en la filosofía de loThings, porque nuestros valores empapan a los valores de nuestra marca.

Soy resiliente, valiente, me gusta la excelencia, apoyar a mis clientes, colaboradores y profesionales que me rodean, porque un gran profesional puede ser mi compañero de batallas y me anima a sacar lo mejor de mi. Unir fuerzas y pasiones nos hace más grandes. Procuro no flaquear y ser siempre fiel a nuestros valores y filosofía, por eso a veces cuestiono a loThings, y al entorno. Luego vuelvo más segura.

 

Me planteo qué ocurre hoy, en general... ¿qué sucede?, parece que hay una tendencia a coleccionar objetos y personas en la lista "mira cuanto tengo", puede que para construir una imagen guay de quien soy. Parece que más es mejor sin importar la calidad. Fábrica de amigos en redes sociales, fábrica de fotos en nuestro móvil, fábrica de egos en nuestros muros de facebook, fábrica de logos en el vecino que se ha hecho un curso. "La imagen que construyo de mi es guay". Esta tendencia del vacío, del lleno por fuera y vacío por dentro se está llevando por delante los valores e ideales que son la base sólida para los cimientos de las empresas. Por eso creo que ahora no paran de florecer. Van y vienen, lo offline cada día se parece más a lo online, todo es cada día más efímero, todo tiene un tiempo de vida corto. No son empresas sólidas porque no saben quienes son, el público lo capta…, somos más animales de lo que pensamos, olemos el miedo, y olemos que lo que nos enseñan está muy bonito pintado pero no hay nada que lo fundamente por dentro. Falta coherencia y autenticidad.

Al final, ¿quienes nos inspiran?, son esas personas que han llevado hasta el final su escala de valores. Hay muchos ejemplos en entre nosotros, buenos y no tan buenos. Por ejemplo, Steve Jobs, fundador de Apple, y más actual la actriz Emma Watson, que lucha por la igualdad de género, que aunque no le recomienden decir la palabra feminismo lo dice. "Me animaron a no utilizar la palabra feminismo porque la gente sentía que era alienante y separadora, y toda la idea del discurso era incluir a tanta gente como fuese posible. Sin embargo pensé mucho y al final sentí que era lo que tenía que hacer. Si las mujeres todavía tienen miedo a decir feminismo, ¿cómo diablos van empezar a decirlo los hombres?. Por primera vez en mi vida creo que me conozco a mí misma y me siento cómoda con ello... trato de ser lo más auténtica posible".

Para que una empresa, o tú como profesional crezcas y tengas una carrera larga y próspera primero, y según mi experiencia, es importante saber quién eres, y qué quieres, y para eso necesitas una buena dosis de resistencia, para descubrir que quizás no seas la imagen que habías creado de ti, y mucho tiempo, constancia y esfuerzo por el que no todo el mundo está dispuesto a pasar, “¿a caso lo estas tú, y yo?”.

¿Es verdad que en estos tiempos donde parece no haber ideales, la doctrina de la apatía y del nihilismo triunfan sobre todas las cosas? No me creo que se hayan arrincondo las  emociones, los sentimientos, la autenticidad, la pasión..., no me creo que todos copiemos a todos porque queremos ser parte de la sociedad (servilismo). Cuando la lucidez llega por fin a ti, te das cuenta que no hay que luchar, que sólo puedes cambiar tú, y que cambiando tú desencadenas a tu alrededor una cadena de sucesos, que aunque nunca sepas hasta donde va a llegar tendrán un efecto, al principio un poco incómodo (no estas acostumbrado) pero beneficioso y nuevo, por lo que te recomiendo que te planetees lo siguiente, ¿tienes ganas de luchar por mejorar nuestro entorno, tu familia, tu barrio, tu ciudad?, ¿tienes ganas de luchar por tus sueños, proyectos profesionales, proyectos de vida? El camino está lleno de duras dificultades, pero muchos éxitos y alegrías, y recompensas que antes no habías experimientado..., la tranquilidad de saber que quien dices ser es quien eres, que tu empresa es quien dice ser.

Creemos en la autenticidad, en luchar para mejorar todo lo que pase por nuestras manos, creemos en el win-win, en la pasión, la fuerza vital, en esa que te empuja a sacarle todo el jugo a la vida y los proyectos. Creemos en los valientes. Nosotros hemos recorrido el camino, en el pasado apostamos y no salió como deseamos, y hemos aprendido, ahora desde nuestra experiencia podemos ayudarte a ti en la levantar tu negocio, tu sueño.

A vosotros, nuestros valientes.