En los últimos tiempos me he encontrado en las clases de fotografías, varios fotógrafos que pedían explicitamente un módulo extra para ayudarles a emprender su nuevo camino, y usaban las palabras: Marketing para Fotógrafos.

Es impresionante la de foros, blogs y páginas especializadas donde hablan del marketing para fotógrafos como si fuera una especialización dentro del marketing, cuando lo cierto es que el darse a conocer funciona del mismo modo para todo tipo de profesiones, la diferencia radica en las redes donde un fotógrafo se da a conocer y publica su contenido.

Para empezar para tener éxito en tu negocio debes empezar a diferenciarte de tu competencia, aunque cada vez es más difícil porque la calidad y los costes de los productos son más similares de los de tu competencia, todos tenemos algo que nos hace diferentes al resto. Por lo que el poder de tu marca, el branding, cobra gran importancia como elemento diferenciador.

El branding no es sólo el color o la imagen visual de tu marca, tu logotipo, sino también la filosofía, el trato, la comunicación y el servicio que le das a tu cliente:

  • Naming: el nombre
  • Identidad corporativa: el aspecto visual de tu marca
  • Público objetivo: define tu clientela potencial
  • Los valores: por ejemplo, transparencia, compromise, autenticidad, etc.
  • Posicionamiento: dónde quieres estar, ser una empresa más o ser la mejor.

 

En cuanto al marketing online, ningún profesional y empresa debe olvidarse de un medio que se ha hecho imprescindible en la vida diaria de la gran mayoría de los consumidores. La publicidad convenciona está quedando atrás, la evolución cada día es más rápida.

Estamos ya ante una nueva forma de comunicarnos con nuestros clientes. Para hacer llegar tu producto o tu servicio a tu público objetivo hay que ponerse las pilas para establecer una comunicación abierta con ellos. Ahora son las personas las que cuentan.

 

El nuevo marketing es social, creativo porque no parece publicidad.

Para estar en internet ya sabes que debes tener:

  • Ten tu web, planifícala y cuídala, es tu escaparate en la red.
  • Aparecer en los buscadores.
  • Hacer campañas de emailings.
  • Conocer las redes donde está tu clientela potencia y entrar también en ella para escucharlos y tener una relación de tú a tú.
  • Crear un blog donde le des valor a tu marca, para llegar y escuchar a tus clientes.
  • Redes sociales y comunidades, antes de crear una es mejor asegurarse de tener algo que ofrecerle a las personas que participen en esa comunidad.
  • Aportar contenido a tu publicidad que gane valor. Proporciona experiencias a tu clientele objetiva para que participe.

 

¡Por tu madre no hagas esto!

  • Hacer marketing online require de especialización. Si puedes encárgaselo a uno o varios especialistas, y si no puedes pagártelo, fórmate.
  • Por mucho que facebook, Twitter y otras redes sean gratis, no te metas en todas partes. No todo es adecuado para tu marca, estrategia y público objetivo.
  • Dentro de la red sé como sea tu marca, cuida el lenguaje y el tono. Tu público sigue siendo el mismo que el que tienes fuera de la red.
  • Internet no es la gallina de los huevos de oro. Existen muchos casos de éxito, afronta tus campañas con expectativas realistas.
  • No mandes porquería a los bloggers. Si tienes algo que creas interesante para ellos y sus lectores escríbeles un mail personalizado.
  • No te quedes estancado, evoluciona. Internet es un medio vivo y dinámico. Muy cambiante. Si queremos sacarle el máximo es mejor moverse a su ritmo. Prueba cosas nuevas pero con sentido común.

Y lo más importante. Por mucho que te lo pida el cuerpo ¡nunca hagas el logo más grande! ;-D